29/marzo/2011

Financiación de emprendedores, llegan las 'tres b', ¿El fin de las 'tres f'?

Hace unas semanas escuché a un especialista en emprendimiento decir que en estos momentos, las nuevas empresas creadas sólo con las aportaciones de las ‘Tres F’, los consabidos familia, amigos y chalados (del inglés family, friends and fools), tienen menos credibilidad. Que para que un proyecto cuaje, ya es necesario más apoyo: bancos, financiación privada, instituciones públicas, capital riesgo… etc.

¿Estamos llegando a una nueva fase? ¿Verdaderamente están cuajando los demás sistemas de financiación? Me atrevo a bautizarlos como las ‘Tres B’ (bancos, business angels y Bruselas). Vale, le estoy echando un poco de morro para que me cuadre, pero también es cierto que casi todas las ayudas institucionales al final cuentan con dinero de la Unión Europea…

Es un tema importante. Así que he realizado en los últimos días una encuesta a mi alrededor, nada científica (es decir, como casi todas), y he preguntado a emprendedores, business angels, periodistas y gente de la Administración. La primera conclusión es que ya se empiezan a advertir ciertos brotes verdes en temas de financiación: los ICOs cuestan, pero están empezando a llegar; los Enisas crecen con fuerza; los bancos siguen teniendo miedo, pero algo menos y los business angels al fin parecen estar naciendo en España (las sociedades de capital riesgo siguen igual, apostando sólo por proyectos consolidados y en crecimiento).

La segunda, y más potente, conclusión es que las 3F no están perdiendo nada de vigencia. Al revés, todavía está más claro que antes que para conseguir financiación externa es necesario contar con estos inversores informales. Tiene lógica: es imposible (y seguirá siéndolo) convencer a nadie de que ponga dinero en un proyecto si tú mismo no lo haces. Y si no convences a tu entorno cercano es bastante complicado creer que puedas hacerlo con desconocidos.

En definitiva, si quieres emprender, más vale que tengas una familia amplia y acomodada; si no, ya te estás esmerando en conseguir muchos amigos por el facebook…

  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest


Publicado en la categoría: Alejandro Vesga

4 Comentarios Añade un comentario

  • 1. Seb  |  29 de marzo de 2011 a las 9:57

    Alejandro, siempre nos olvidamos del F más importante: ¡Founders!
    Si los emprendedores no son capaces de invertir algo en su propio proyecto (más alla de los simple 3.000 euros necesarios para lanzar una compañía), dificilmente van a conseguir atraer a otros… Un abrazo, y gracias por otro excelente post. Seb.

  • 2. @sterck  |  29 de marzo de 2011 a las 15:44

    Creo que lo más importante no es tanto a quien se pide sino como. Los Founders no solo tienen que invertir en su proyecto, y obviamente creer en él, sino que tienen que saber contarlo eligiendo bien sus palabras su momento y más que nada demostrando su completa confianza. Sigue habiendo mucho dinero para el que sabe pedirlo…

  • 3. Alejandro Vesga  |  30 de marzo de 2011 a las 9:33

    Queridos Seb y Pablo,
    Gracias por vuestros comentarios y completamente de acuerdo. Para convencer hay que apostar y si el propio fundador no está dispuesto a poner sus ahorros y hasta su hipoteca es imposible convencer a un gran inversor.
    Y respecto a la capacidad de vender su proyecto, el emprendedor debe potenciar mucho su capacidad de venta del proyecto. Más de un business angel me ha comentado ya que es más fácil conseguir una financiación de un millón que una de 10.000 euros…

  • 4. figuras  |  27 de febrero de 2017 a las 2:15

    bueno esperemos que se puedan recuperar

Añadir Comentario

Requerido

Requerido, (oculto)


+ cinco = 13

Siga los comentarios en RSS