Archivo de Junio, 2011

30/Junio/2011

No te fíes: Los datos sobre emprendedores están mal

¿De verdad alguien sabe cuántos empresarios hay en España? Manejamos muchos datos sobre el número de empresas, pero no son fiables si lo que queremos es saber cuántas personas son emprendedoras. La causa es bien simple: muchas empresas son filiales de otras y cada vez más empresarios son propietarios de más de una SL; con lo cual, decir que el número de empresas equivale al de empresarios es un disparate.

Otro dato muy aceptado y que no debería estarlo tanto es el de fracaso empresarial. Ahora se dice que un 40% no llega al cuarto año de vida… El dato es difícil de aceptar, visto que en la mayoría de los estudios se toman en cuenta los datos del registro mercantil, cuando muchas empresas que se cierran, no van al registro a inscribir la disolución, simplemente quedan inactivas.

Además, aquí también se suele identificar la empresa con la persona y se plantean cuestiones como que el 40% de los emprendedores no consigue mantenerse a flote. Falso. Aún está por llegar la primera estadística fiable sobre cuántos emprendedores crean una nueva empresa al cerrar la primera. No hay información sobre los emprendedores que triunfan a la segunda (o la tercera) y que, por cierto, son cada vez más.

Quejarse de esto es necesario. El problema es que no tiene una solución muy fácil, ¿o sí?

Propongo estudiar que se cree un Registro de Emprendedores. Ese registro incluiría a las personas, se podría incorporar información sobre sus distintas actividades, sobre sus diferentes localizaciones geográficas (que esa es otra, si tienes una empresa en Lleida y otra en Huesca ¿Eres empresario catalán o aragonés?) y todos los datos esenciales sobre su perfil como empresario. Con esos datos tendríamos un reflejo de verdad real sobre el emprendimiento en España. Valdría para realizar políticas más eficaces de fomento del emprendimiento.

Y también podría ser un instrumento valioso para cubrir otra carencia: una gran base de tados para poner en común empresas pequeñas. Una pyme muy difícilmente es capaz de conectar hoy con otra para que sea su proveedor o para realizar proyectos conjuntos. Con un registro así (más todavía si tiene un área estilo facebook) sería más que sencillo aumentar sinergias entre empresas más pequeñas.

¿Es buena idea?

¿Alguien se anima? ¿La Administración central? ¿Las cámaras de comercio? ¿La federación de Agencias de Desarrollo Regional?

  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

Deja tu comentario

29/Junio/2011

La empresa nueva es modesta y ambiciosa a la vez

Hoy ha venido a visitarnos a Emprendedores Joan Torrent, director de la Business School de la Universidad Oberta de Catalunya (UOC). Y aparte del lanzamiento de esta nueva escuela de negocios, hemos charlado un buen rato sobre el perfil de las empresas de reciente creación; con menos de dos años. Montadas en plena crisis, vaya. Torrent es un verdadero estudioso del emprendimiento y está dirigiendo un potente estudio sobre cómo son las pequeñas y medianas empresas españolas.

Hemos coincidido en gran parte de lo hablado, así que te resumo mezcladas las impresiones que tenemos los dos sobre cómo son las empresas nuevas:

-Con menos inversión y con fondos propios. Hay menos dinero para montar empresas. Nadie presta, con lo cual los emprendedores ponen de su bolsillo la mayor parte de la inversión y el resto, en gran parte de sus amigos y familiares. Antes se decía que con 50.000 euros se monta una empresa; ahora con menos de eso…

-Más tecnológicas. Muchas empresas son ‘puntocom’ y las que no, no dejan de lado internet y todos los canales digitales alternativos. Aunque hay que destacar que para muchas, la tecnología es un medio, no es la almendra de la actividad. Está empezando el ‘boom’ de las tiendas digitales.

-Con una cultura ‘lowcostera’ total. Las nuevas empresas no gastan ni bromas en nada que no sea su actividad principal. Están más abiertas que nunca a subcontratar servicios de apoyo. La estructura de personal es mínima y si hay puntas de trabajo contratan puntualmente a empleados o, más frecuente, acuden a profesionales autónomos encargándoles este trabajo puntual.

-Tienen cada vez más claro su modelo de negocio. Lo piensan muy bien. Saben cuál es su propuesta de valor, cómo van a ganar dinero, a qué precio y por qué les van a comprar a ellos y no a la competencia. Aunque parezca mentira, infinidad de empresas que quebraron en épocas de bonanza, se hundieron por no tener esto demasiado claro.

-De servicios y competitivas. Muchas de ellas son empresas de servicios profesionales, consultoría, etc que están funcionando porque se han creado por profesionales con experiencia laboral en los respectivos campos y que no tienen unos costes de infraestructuras tan enormes como las grandes consultoras; de tal modo que pueden competir en precio sin que el margen final se resienta (o sin que se resienta mucho).

-Crecimiento en red. Aunque es muy complicado por el entorno general, estas empresas están creciendo y lo hacen apoyándose en otras de tamaño y características parecidas, realizando negocio entre ellas. En una estructura en red que hace mucho más sólida a cada empresa que participa. Las que actúan así son las únicas que están creando empleo.

-Con menos complejos. Aquí lo de ambiciosas. No tienen ningún miedo a presentarse a concursos enfrentándose a grandes corporaciones. Tienen una visión internacional nunca vista hasta ahora y se basan en Internet y las redes sociales para llegar a cuanta más gente mejor, no importa lo lejos que esten.

 

Las nuevas empresas españolas son pymes, igual que las que ya había antes; pero con una filosofía muchísimo más competitiva. Una manera de pensar que ya está dentro del ADN de cada organización y que significa que mantendrán estos parámetros cuando la situación económica mejore. De ese modo, mejorarán sus ventas, aumentarán su dimensión y su ambición y generarán empleo.

Esta vez me ha salido un post optimista; pero creo que con razón.

 

p.d: Joan Torrent Sellens en la redacción de Emprendedores

 

  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

2 Comentarios

29/Junio/2011

¿Te imaginas a un presidente del Barça con una camiseta de Mazinger Z?

Si creársmos una orla imaginaria con los emprendedores que más nos llaman la atención, más atípicos, imaginativos y eficaces, Didac Lee, el chino-catalán que ha fundado el grupo Inspirit, ocuparía un lugar más que destacado. Por muchos motivos que vas a poder leer próximamente en la entrevista que Javier S. Derqui le hace en la revista Emprendedores.¡Deliciosa! No te la pierdas, de verdad de la buena.

 

Para quien no lo conozca, aquí va una ligera presentación en cuatro línea. Didac Lee, mal estudiante y brillante emprendedor, lidera el grupo Inspirit (holding de empresas tecnológicas) y acaba de ser incluido en el ranking de los 20 emprendedores más influyentes del país. Hijo de taiwaneses instalados en la localidad de Figueras, a los 21 añitos se erigió en joven promesa y cachorro aventajado de la factoría González Barros. Hoy, Inspirit da trabajo a 245 personas y facturó 10,5 millones en 2010.

 

En la entrevista que puedes leer en Emprendedores vas a poder empaparte de su vida y milagros. Pero aquí llevas puñado de perlas escogidas que te van a acercar al personaje y que te van a inspirar para mejorar como emprendedor. Ahí van:

 

Estilo informal

Así lo presenta nuestro colaborador Javier S. Derqui: Llega a la entrevista “ataviado con una camiseta de Mazinger Z”, “se disculpa repetidamente con su equipo por ocupar una sala que no había reservado previamente” e “interrumpe la conversación siempre que hace falta para atender la centralita cuando el teléfono de la empresa suena de forma insistente y nadie lo coge”

 

Apoyarse en los que saben.

Hay un proverbio chino que dice que cuando eres bajito te subes a los lomos de alguien más alto y así tú consigues ser más alto. Eso es lo que hice yo”.

 

Estudios de mercado, ¿para qué?

Creé Scubastore [una de sus empresas] porque me hacía gracia y vi claro que no había nada parecido. La gente hace análisis y estudios de mercado, pero ¿cómo hacer análisis sobre algo que no existe? Estoy seguro que los que inventaron el iphone no hubieran hecho nunca un estudio de mercado porque se trataba de un mercado saturado, de márgenes bajos y con un claro líder que entonces era Nokia. Los estudios de mercado hay que tenerlos en cuenta hasta cierto punto”.

 

Soy un emprendedor, no un gestor

La gestión de la empresa no me atrae, me considero un emprendedor innovador. La gente me pregunta que cómo es posible que tenga tantas empresas y esté aquí tan tranquilo sin implicarme en su gestión. Consiste en asociarte correctamente. De hecho, asociarte es todo un arte, encontrar los socios adecuados es algo complicado pero si se hace bien te da mucha tranquilidad”.

 

Prueba con mamá

Tiene muy claro que no volverá a emprender nunca un proyecto que no sepa explicar claramente a su madre. “Es lo que yo llamo el método PCM (prueba con mamá). La idea surgió porque un día vino mi madre quejándose de la cantidad de spam que recibía en su correo electrónico. Hablé con los técnicos y vimos que no había soluciones asequibles, todo se hacía en EEUU, era caro y difícil de implantar. Así que ideamos un sistema de seguridad basado en cloud computing”.

 

Trabajar como un chino.

Ni soy especialmente inteligente ni especialmente espabilado. Soy bastante vago, tengo mi habitación muy desordenada, no voy al gimnasio y todo el mundo a mi alrededor va de bólido por mi culpa. Lo que pasa es que, por muy vago que seas, si encuentras lo que te apasiona no hace falta que te persiga nadie para que trabajes. Cuando estudiaba, mi madre me decía que era incapaz de estar delante del libro una hora, en cambio ahora puedo estar 15 horas seguidas trabajando delante del ordenador”.

 

Egocéntricos fuera.

El camino más rápido para el fracaso es tener el ego disparado. Hay un proverbio oriental que dice que cuando el destino quiere que alguien se estrelle lo primero que hace es inflarle el ego. Continuamente metemos la pata y solo si te das cuenta de eso puedes progresar”.

 

Forofo culé

Pese a todos los rumores que han circulado al respecto, niega que su objetivo último sea el de llegar a presidir el club de sus sueños: el FC Barcelona. “De momento, con ser directivo es suficiente. Además, ¿te imaginas a un presidente del Barça con una camiseta de Mazinger Z?”.

 

Amén.

  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

1 comentario

28/Junio/2011

Conozco a un chaval de 17 años que está cambiando el mundo

Acudo con cierta frecuencia a entregas de premios, jurados de concursos y eventos varios relacionados con el emprendimiento. La verdad es que es una de las mejores maneras de ver por dónde se mueve el mercado, qué estáis pensando vosotros, los emprendedores, y qué oportunidades de negocio se están abriendo.

Confieso que pocas veces me he llevado una impresión tan profunda como la que viví hace un par de semanas en mi visita a la sede en Madrid de Ashoka, la red de internacional emprendedores sociales, recientemente galardonada con el Premio Príncipe de Asturias. Uno de sus programas, llamado ‘Jóvenes Change Makers’, da soporte y ayuda a jóvenes de entre 14 y 22 años que hayan desarrollado un proyecto solidario. En la reunión se analizaba si un nuevo candidato podía incorporarse a la red.

Pedro Jiménez, un estudiante de 17 años, viajó el verano del año pasado a Ciudad Bolivar, en Bogotá (Colombia) para realizar un voluntariado en la Fundación Colombianitos, una institución que presta apoyo a la infancia. Pedro comprobó que la situación de los niños estaba cuajada de carencias. Una de ellas resultaba especialmente dolorosa desde el punto de vista emocional y de integración: muchos de los niños sólo tenía un par de zapatos. Esos niños no pueden jugar al fútbol porque destrozan su único calzado. Quedan fuera de la sociedad, son marginados dentro de los marginados.

Al llegar de vuelta a España, Pedro, con la ayuda de sus compañeros de clase Enrique y David, crearon ‘Goles para una vida mejor’ una iniciativa que consiste en recoger calzado usado (alguno casi intacto) de los niños españoles y enviarlo a Colombia para los chicos de la Fundación Colombianitos. Pedro y sus amigos se han encargado de todo: de recoger por su colegio y por otros de Madrid el calzado deportivo, contactar con una empresa que ofrece los envíos gratuitos y de coordinar la llegada y la entrega del material a Bogotá… DE TODO.

Es emocionante y esperanzador observar el aplomo con el que defendieron su proyecto (que resultó aceptado claro). Muy por encima de la media que está uno acostumbrado a ver en emprendedores adultos y con el plus de ilusión que saben ponerle los adolescentes a los proyectos que lideran.

Pedro Jiménez y sus compañeros estudian en un colegio de élite y sin embargo han tenido la capacidad de observar una oportunidad de mejora de las vidas de chicos que están en la mayores dificultades. Pedro ha tenido la visión para encontrar una solución a un gran problema y el coraje de ponerla en marcha.

Tiene 17 años. Recuérdalo la próxima vez que escuches a alguien escudarse en la crisis para no poner en marcha un proyecto.

 

p.d: En la foto Pedro Jiménez (derecha) con sus compañeros Enrique y David.

Pedro Jiménez, a la derecha, con sus compañeros de colegio Enrique y David en la presentación realizada en Ashoka.

  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

1 comentario

27/Junio/2011

Salvar pymes para crear empleo

Llevamos mucho tiempo defendiendo desde todos los foros de creación de empresas que no hay que tener miedo a equivocarse. Y que de los errores se aprende. Mis compañeros Javier Escudero y Rafael Galán han escrito un magnífico libro sobre ello: El error positivo. Sin duda, admitir un error nos hará siempre mucho más sabios y nos ayudará a estar preparados en el futuro cuando nos enfrentemos a una situación igual. Pero, ¿y si nos ponemos en marcha para aprender de los errores ajenos antes de cometerlos nosotros? ¿Cuántas empresas se podrían salvar?

El año pasado el Día del Emprendedor, en el que todo el equipo de la revista participó activamente, estuvo enfocado especialmente a esto. Compartir los errores que más repiten los emprendedores para no caer en ellos. Y desde el pasado mes de marzo, el Ayuntamiento de Cornellá ha iniciado un ambicioso programa que está recorriendo toda Cataluña para seguir defendiendo la idea de reemprender después de un fracaso, y en el mejor de los casos evitar errores en la gestión de los pequeños negocios que nos puedan llevar a echar el cierre. Bajo el lema “Vuelve a emprender” el proyecto Reinicia’t’ ofrece asesoramiento y coaching para ayudar a emprendedores en crisis, porque han fracasado o están a punto de hacerlo.

Lo que más me ha llamado la atención de este programa son las cifras de las personas que han pasado por él hasta ahora. Dicen que el 49,30% (vamos, la mitad de los promotores interesados) son personas que están pasando por graves dificultades pero continúan con su actividad. La otra mitad, o bien ya han cerrado o están en proceso de cierre. Hay que decir también que la mayoría de estos proyectos son microempresas (58%), autónomos (20%) y pymes con menos de 50 trabajadores, el resto.

Teniendo en cuenta que el 80% del empleo de este país lo generan las pymes, quizás sería una buena política de empleo que buena parte de los presupuestos del Ministerio de Trabajo se destinen a las corporaciones locales para que defiendan su tejido empresarial (y el empleo que generan). Pues eso, que cunda el ejemplo.

 

 

 

 

  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

Deja tu comentario

24/Junio/2011

Migrar de 'on line' a 'off line' o cómo aprovechar las ventajas de las dos

Esto es una apreciación personal -porque no tengo datos exactos- pero tengo la sensación de que una gran mayoría de las nuevas empresas que se están creando en España son on line en sus diferentes formatos: tiendas de comercio electrónico puro y duro, redes sociales verticales, plataformas de servicios especializados, etc. Además, también -y esto no es nuevo- muchas empresas off line empezaron a migrar hacia la dimensión on line, bien con desarrollos de valor añadido o con simples páginas web informativas.

Pero lo que sí me ha sorprendido es la migración contraria -en cualquier caso, creo que no es la primera que conozco, pero la memoria de mi cerebro no las guardó y estoy convencido de que hay más casos-, es decir, pasar de on line a off line…, aunque con algunos matices.

El grupo Tradeinn, una red de tiendas on line especializadas en venta de material deportivo, ha decidido abrir su primera tienda física. El matiz del que hablaba antes está en que esa migración sólo ha sido a medias, porque sigue manteniendo -evidentemente- su apuesta por lo on line.

Esta web se fundó en 1998, hace la friolera de 13 años, como la tienda on line de submarinismo Scubastore y, desde entonces, ha desarrollado hasta 6 tiendas on line: Diveinn.com, especializada en material de buceo y submarinismo; Trekkinn.com, de artículos de montaña y senderismo; Bikeinn.com, de material de ciclismo; Smashinn.com, de tenis y pádel; Snowinn.com, especializada en material de esquí y snowboard, y Swiminn, de artículos de natación.

Pues después de 13 años acaparando el mercado de Internet ha decidido inaugurar su primera tienda física de deportes outdoor en Celrà (Girona). Como resalta la nota de prensa: “Para mantener la cultura de Internet del grupo, el cliente tiene la posibilidad de recoger y pagar sus pedidos on line a través de unos terminales iPad que estarán disponibles en la tienda”. Pues eso, que aprovechan las ventajas de los dos medios.

¡Muy interesante!

  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

Deja tu comentario

22/Junio/2011

Si no recuperas el capital invertido en tres años, ¿mejor no emprendas?

Vamos a polemizar un poquito.

Sabes de sobra que la falta de previsión, la infrafinanciación al arrancar un proyecto, el exceso de optimismo a la hora de evaluar la penetración de los productos en el mercado o de las previsiones de ventas, una deficiente definición de los costes operativos o una cuantificación y periodificación incorrecta de las inversiones pueden hacer que un negocio con potencial se quede sin gasolina al girar la esquina.

Vamos a quedarnos con eso de “infrafinanciación”, “deficiente definición de los costes operativos” y “periodificación incorrecta de las inversiones”.

Hablando con emprendedores del Vivero de San Blas de Madrid Emprende hace unos días, surgió el tema de la infrafinanciación de los emprendedores y me acordé de una reciente entrevista -hoy he estado rebuscando entre las entrevistas, que, ojo, las guardamos por los siglos de los siglos-con el responsable del área financiera de una escuela de negocios, que hablando sobre viabilidad me contaba esto:

“Empezar un negocio en el que no se pueda recuperar el capital invertido en tres años -es decir, ganar cada año lo suficiente para cubrir lo invertido- no es recomendable. Si se trata de ventas que exigen ciclos de tiempo muy largos las dificultades se multiplicarán”.

“Por otra parte, el que empieza un negocio debería plantearse la siguiente pregunta ¿qué me rendiría mi dinero propio, o capital, puesto en un depósito a plazo fijo en un banco o caja de ahorros? Si no espera obtener un beneficio anual que esté por encima del 5,5% (después de impuestos) no tiene sentido empezar, pues en algo de riesgo elevado ha de exigirse una rentabilidad neta de no menos del doce por ciento sobre el capital invertido”.

” El emprendedor debe plantearse cuál es el coste de oportunidad de su capital y de sus esfuerzos ¿qué obtendría en una colocación sin riesgo, como la deuda pública? Pues él debería de obtener el triple. En torno al doce por ciento anual”.

¿Qué opináis? ¿Estáis de acuerdo con este punto de vista? Animaos y comentad. A título ilustrativo, los fondos de capital riesgo, cuando entran en un contrato de participación en un negocio que tiene futuro y ofrece productos nuevos o que no existen en el mercado, suelen pedir que rinda lo suficiente para que puedan retirar el capital que inviertan en cuatro años. Recuperar un capital en cuatro años significa que el negocio tiene que rendir, como mínimo, un veinticinco por ciento anual. Algunos piden por cada cien que invierten recuperar el triple al cabo de cuatro años.

Todo depende del riesgo.

  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

Deja tu comentario

21/Junio/2011

Sentido común en el comercio electrónico

La semana pasada estuve en uno de los encuentros más importantes sobre Internet que se celebran en España: La Red Innova. El cartel de speakers era de lujo: gente de Facebook, Google, Amazon… ¡Los más grandes de la red! Entre sus consejos y predicciones sobre lo que se lleva y se llevará, estaba la presencia y uso de redes sociales, llevar la experiencia del centro comercial a Internet o los ‘likes’ de Facebook al mundo real… Como ya os contamos en nuestra crónica del evento, ‘lo social’ fue de uno de los temas de los que más se habló.

El tema, llevado al comercio online, salió precisamente en la ponencia que más me llamó la atención: ‘Innovación y sentido común en el eCommerce’, una mesa redonda en la que Elena Pozuelo, directora de la Asociación de Economía Digital, debatió junto a tres emprendedores que tienen tiendas online sobre lo que a ellos les funciona a la hora de vender por Internet, cada uno en su sector (juguetería, alimentación y cuchillos).

En un ambiente como el de la Red Innova, en el que el ‘social media’ es una de las piedras angulares del asunto y se cuentan, por poner un ejemplo, los ‘casos de éxito’ de empresas en Facebook, sorprendió que los tres emprendedores afirmaran que lo que mejor les funciona sigue siendo… el email marketing. Las newsletters. Coincidían: las redes sociales están bien, pero como apoyo. No hay que volcarse en ellas. Exigen tiempo y no todos tus clientes están ahí. Sobre el resto de prácticas en ‘social commerce’, tema estrella de la Red Innova, aconsejaban también no vender en Facebook, para no perder el control sobre tu propia tienda, y pensarse muy bien la estrategia antes de entrar en Groupon. La que no está exenta de alguna mala experiencia en la página de ofertas… pero ésta es otra historia.

El caso es que, como es obvio, a cada negocio le funcionan unas u otras técnicas. Y que eso de ‘ser social’ si tienes un comercio en Internet puede dar buenos resultados… o puede no ser la panacea de la que muchos hablan. ¿Lo mejor? Pues como en todo, aplicar el sentido común.

  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest

3 Comentarios

Posts Anteriores