27/junio/2011

Salvar pymes para crear empleo

Llevamos mucho tiempo defendiendo desde todos los foros de creación de empresas que no hay que tener miedo a equivocarse. Y que de los errores se aprende. Mis compañeros Javier Escudero y Rafael Galán han escrito un magnífico libro sobre ello: El error positivo. Sin duda, admitir un error nos hará siempre mucho más sabios y nos ayudará a estar preparados en el futuro cuando nos enfrentemos a una situación igual. Pero, ¿y si nos ponemos en marcha para aprender de los errores ajenos antes de cometerlos nosotros? ¿Cuántas empresas se podrían salvar?

El año pasado el Día del Emprendedor, en el que todo el equipo de la revista participó activamente, estuvo enfocado especialmente a esto. Compartir los errores que más repiten los emprendedores para no caer en ellos. Y desde el pasado mes de marzo, el Ayuntamiento de Cornellá ha iniciado un ambicioso programa que está recorriendo toda Cataluña para seguir defendiendo la idea de reemprender después de un fracaso, y en el mejor de los casos evitar errores en la gestión de los pequeños negocios que nos puedan llevar a echar el cierre. Bajo el lema “Vuelve a emprender” el proyecto Reinicia’t’ ofrece asesoramiento y coaching para ayudar a emprendedores en crisis, porque han fracasado o están a punto de hacerlo.

Lo que más me ha llamado la atención de este programa son las cifras de las personas que han pasado por él hasta ahora. Dicen que el 49,30% (vamos, la mitad de los promotores interesados) son personas que están pasando por graves dificultades pero continúan con su actividad. La otra mitad, o bien ya han cerrado o están en proceso de cierre. Hay que decir también que la mayoría de estos proyectos son microempresas (58%), autónomos (20%) y pymes con menos de 50 trabajadores, el resto.

Teniendo en cuenta que el 80% del empleo de este país lo generan las pymes, quizás sería una buena política de empleo que buena parte de los presupuestos del Ministerio de Trabajo se destinen a las corporaciones locales para que defiendan su tejido empresarial (y el empleo que generan). Pues eso, que cunda el ejemplo.

 

 

 

 

  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest


Publicado en la categoría: Pilar Alcázar

Añadir Comentario

Requerido

Requerido, (oculto)


9 − = dos

Siga los comentarios en RSS